Hoy nuestros estudiantes cumplen sus sueños de una etapa de desarrollo cumplida. Deseamos que cada uno tenga éxito en su futuro personal y profesional. Que Dios los Bendiga
Liceo Bicentenario de Excelencia Padre Oscar Moser.

Por Pablo